25 de Septiembre

Tras las numerosas peticiones, decidimos organizar una jornada, dedicada única y exclusivamente a “las chicas”.

Con la colaboración de Lincoln Green nos dimos cita para abrir la temporada el sábado 25 de septiembre.
Amparo, Irene, Blanca, Elena, Nanda, Andrea, Isabel, Carla, Mar, Belén, Maria (en quad), Verónica, Mª Jesús, Marivi, Claudia, Paloma y Mercedes, fueron las “valientes” que se atrevieron con el reto. Belen, nuestra monitora y Mar, que vino para hacer las fotos.

La jornada se iniciaba con un desayuno campero a base de migas y huevos fritos, a continuación el breafing, reparto de camisetas y la foto de familia. Y a la pista que ya era hora.
Iniciamos el recorrido con una bajada suave, hacia el rio Alberche, donde se presentaban las primeras dificultades del día. Pasos entre juntos, zanjas, cruce de puentes, rampas cortas pero muy pendientes, etc. Todas lo superaron con facilidad, sin atascos y roces.

A continuación el reto era un pequeño vadeo con barro y un arenal, que también fue superado con facilidad. El recorrido por la finca “Atajacadenas” está lleno de sorpresas y tras cruzar la chopera, había dos dificultades en forma de subidas y bajadas de fuerte pendiente y donde todas las participantes se emplearon a fondo, superando una a una las rampas.

En la segunda dificultad de este sector, se produjo un incidente, pero adivinen por quien. Uno de los maridos tomo los mandos para bajar la ultima rampa, llevando al coche contra un chopo, menos mal que solo hubo que lamentar un parachoques roto y una “muesca” en el chopo…

La segunda parte del circuito consistía en una subida con grandes roderas provocadas por el agua, de nuevo fue superado sin contratiempos, llegando finalmente hacia mediodía a la zona final del circuito, donde una serie de subidas y bajadas, con mayor o menor dificultad hicieron las delicias de las participantes. Incluso la llamada charca de Srek también fue superada y Rafa, que vino para hacer manos quedo atrapado en ella, siendo socorrido por las chicas, que eslinga en mano sacaron al Cherokee del apuro.

Llego la hora de comer y que mejor sitio que a la sombra de una chopera. Los maridos prestos hicieron la comida y prepararon las mesas, para que las pilotos, pudieran comer…

Tras el café, iniciamos un recorrido por los alrededores de Escalona, que nos llevo a Paredes de Escalona y Aldeaencabo de Escalona. Ruta para que “las chicas” hicieran un recorrido similar al de cualquier ruta y pudieran también demostrar su habilidad en este campo.
La ruta termino sin incidencias. De nuevo en el circuito, Eduardo procedió a l tradicional sorteo de regalos, y tras él, el grupo se desplazo hasta el pueblo para tomar un refresco.

El año que viene haremos una segunda edición, con más novedades y rutas.
Muchas gracias a Belén y Jesús, por su ayuda y amabilidad, a Félix de Lincoln Green. A Carlos, Juan y Nacho por su ayuda como monitores.
TEXTO Y FOTOS: EDUARDO CELDRAN

¡MIRA LAS FOTOS!